miércoles, 3 de junio de 2009

México: ¡Linda y Querida!

Hay momentos en la vida que son verdaderamente momentáneos”.
Mario Moreno ‘Cantinflas’.


No sé cómo transmitir en letras el acento de cualquier parte del mundo, así que les pido recurran a sus recuerdos y a su imaginación para la lectura de este artículo cuando use esta tilde (´), en este caso con voz mexicana.

¿Recuerdan a Lupita Jones, la Miss Universe mexicana de 1991? ¡Una belleza! Pues bien, la conferencista del seminario al que asistí es más bella todavía, y su magia, además de sus ojos luminosos, radica en escuchar ese arrastre chillón al final de cada frase de cualquier cosa que diga. “¿Si me explic(´)oooo(´)?”.

Durante toda la charla gocé con el cantadito de sus palabras y expresiones populares de su tierra natal, claro, y de la temática también. Me sentía el coprotagonista de un novelón mexicano. “¡Sale!”.

Pero no era sólo su dicción lo único que me atraía: sus gestos faciales y movimientos corporales rimaban con el acento de su tierra natal, le hacían eco a sus delicados labios con una naturalidad y espontaneidad deleitables.

Términos que me llamaron la atención: “¡Un freg(´)óóóó(´)n!”, entiéndase ‘buenísimo’ en términos de lo máximo que puede ser una persona, lo que acá en Colombia decimos como “un duro” en lo que sea que haga. También dijo “palomit(´)a” para referirse al símbolo de visto bueno en una lista, el ‘chulo’ que llamamos nosotros. ¡Y ni qué decir de su pronunciación en inglés para las palabras técnicas! Pero lo que más me encantó fue un “¡Pues ni mod(´)o(´)!”: en ese momento me di cuenta de cuánto me gustaba, güey.

Pregunté un par de cosas del tema con la perversa intención de que me hablara a mí como lo haría la Chilindrina, de que me mirara a mí como si fuera el águila que está en su escudo nacional. Qué hermosura. Bueno, también hice una pregunta boba sobre el manejo del idioma en su producto, cosa que le hizo abrir aún más sus ojotes para hacer brillar los míos.

Dio a los asistentes su “m(´)a(´)il” para resolver dudas sobre la herramienta tecnológica de su empresa, y no tuve oportunidad de quedarme hasta el final para decirle algo, cualquier cosa sobre el uso de la misma, y de paso preguntarle si le podía escribir para invitarla a comer una tarta de jamón de a peso.

Ella mencionó un refrán: “si uno no habl(´)a(´), Dios no lo esc(´)uch(´)a”. Así que supongo que si uno no escribe, tampoco lo leen; y sobre todo ella, a quien le escribiría muchas cosas más por otra de sus palabras-miradas aztecas.

¿Será que mi acento pastuso cuadra con el suyo mexicano? “¿C(´)ómo le hag(´)o?”.

.

3 comentarios:

ApoloDuvalis dijo...

Cuando el actor español Unax Ugalde (con su marcado acento bien españolete) interpretó a Antonio, el amigo paisa de Rosario Tijeras, le salió un híbrido que más bien parecía pastuso... como si en lugar de Ugalde estuviera hablando, por ejemplo, un Recalde.

Ya me habían contado lo de la "palomita" para significar el checkmark, pero lo que me sigue sorprendiendo es cómo les divierte que nosotros digamos "chiquitica" cuando ellos son tan pródigos en palabras con "ch".

lftenorio dijo...

Como dirían en Twitter, #yoconfieso que con México poco poco. Muchas de sus palabras no me gustan ("guacamole", que me parece sospechosamente parecida a "gaujolote", nuestro gallinazo y no precisamente el seductor de fuente de soda, es una que le pega a mi cerebro mucho antes que la salsa a mis papilas, lo cual me ha privado de lo que mucha gente considera una experiencia maravillosa, por ejemplo) y si algún dia oigo un mariachi en la plaza Garibaldi creo que me van a parecer una mala copia de "La hija del mariachi" que a su vez me pareció una copia espantosa de los mariachis de la avenida Caracas, que me parecen un atentado estético de esos que justifican que el gobierno de "V de Venganza" llegue al poder.
Pero entiendo tu posición... una cosa es uno solo y otra cosa es calculando la distancia que separa al lobo feroz de una linda ovejita, sobre lo cual tengo mis propias historias, pero no quiero parecer que me tomo por asalto un blog ajeno...

Licuc dijo...

¿Seguro que aquello que te impidió quedarte hasta el final era más importante que hablar con ella?