miércoles, 22 de julio de 2009

El buen ladrón

Las cosas dependen del cristal con el que se miren”.
Dicho popular.

Entre los cientos de santos de la Iglesia Católica sólo hay uno que fue canonizado por el mismísimo Jesús: Dimas, el malhechor crucificado a su derecha. Hasta la iconografía le da un reconocimiento: todo Jesucristo tiene su cabeza inclinada a ese lado. A Gestas, el de la izquierda, se lo recuerda por renegón.

La leyenda cuenta que Dimas, cabecilla de una gavilla de malandrines, dio posada y comida a la Sagrada Familia en su huída a Egipto, y por eso Jesús lo premió cuando se volvieron a encontrar en la cruz. Pero la versión oficial es que Dimas lo Vió como Hijo de Dios y por eso se salvó.

Como sea, fue santificado. Y como tal tiene… digamos… “poderes”, a los cuales podemos recurrir con la fe de un granito de mostaza. En teoría (espiritual) nos libraría de los cuatreros que nos acechan en todo momento.

Sin embargo, los ladrones verdaderos se han pegado de dicha fe, ¡como para mover montañas!, pero para pedir que los ayude con su perverso oficio.

Al enterarse de esta situación, tal vez basado en sospechas conductuales o confesiones sacramentales de sus feligreses, el cura de la iglesia donde se exhibe la imagen, tomó la decisión de guardarla para evitar una desviación de la intencionalidad del bien común, por el que procura cualquier iglesia del mundo.

La fe es fe, y como toda herramienta, su finalidad se la da el usuario.

Cuando de hallarle la comba al palo se trata, ¡la encontramos porque la encontramos!

.

6 comentarios:

ApoloDuvalis dijo...

Vea pues... no tenía idea de que hubiera un San Dimas. Y con semejante santoral tan nutrido al que tanta gente le reza me parece el colmo de la hipocresía que esa misma gente venga a denegar de los antiguos griegos, romanos, chibchas y quimbayas por idolatría...

luisftenorio dijo...

Se me había olvidado san Dimas, la verdad... hasta se me ocurre ahora poner un artículo del sujeto en mi blog, pero quedaría como un copión miserable.
Dos comentarios: primero, esto de la religiosidad retorcida es bastante extendido: ya se sabe que los ricos, por ejemplo, nunca tuvieron muy claro aquello del ojo de la aguja; eso para empezar. Aquí en Medellín era fama que los sicarios besaban un escapulario e iban a misa antes de alguna "vuelta" y resulta difícil encontrar gente más religiosa que la de ese gremio.
Segundo, un comentario cositero y bobalicón pero tal vez enriquecería la entrada: Dimas jamás fue canonizado oficialmente por la iglesia, aunque efectivamente se la llama san Dimas pues, como tú dices, es el único santo que Cristo canonizó personalmente. Durante muchos años la iglesia, para resistir la presión de la leyenda del "buen ladrón" simplemente dijo que no estaría bien revisar una decision de Cristo en persona, que claro, se da por descontada...

El Marqués de Carabás dijo...

Algo curioso sobre este Santo: en la mayoría de los sitios de venta de artículos religiosos, no se encuentra aunque sea una estampita de él. En algunos ni siquiera lo conocen. Extraño eso.

HUGO dijo...

Amen....

Anónimo dijo...

Yo aun me pregunto DIOS queria salvar el mundo, pero si bien te preguntas cual era el mundo para DIOS? solo en las peliculas de TV muestran el medio oriente pero nunca mostraban america por decir los indios que habitaban estas tierras y donde el DIOS era ejemplo el sol para quien es el mundo que se salvara entonces...

Anónimo dijo...

Your blog keeps getting better and better! Your older articles are not as good as newer ones you have a lot more creativity and originality now keep it up!